Biblioteca de la Universidad de Canberra Fue Evacuada Debido a Frutas Exóticas Malolientes

hace 5 meses

851

imagen-estudiantes-chinas-recibieron-dinero-por-vender-ovulos

Toda la biblioteca universitaria de Australia fue evacuada la semana pasada debido a una fruta exótica. La tarde del viernes pasado, los equipos de bomberos y rescate respondieron a las llamadas de emergencia en el Territorio de la Capital Australiana. Según lo informado por The Guardian, la gente informó sobre “un fuerte olor a gas” dentro de la biblioteca de la Universidad de Canberra. El equipo de The Typical Student aprendió los detalles del incidente.

 

¿Qué pasó en la biblioteca de la Universidad de Canberra?

 

 

Después de los informes de un olor extraño, la biblioteca fue evacuada. Los servicios de emergencia del territorio emitieron una declaración oficial que decía que la búsqueda y el “monitoreo atmosférico” se llevaron a cabo en el edificio. El origen del hedor había sido descubierto en una hora. Según el departamento de servicios de emergencia “los bomberos acabaron una búsqueda en el edificio y localizaron el origen del olor”. Después, el personal de la biblioteca reveló la fuente del olor de una fruta exótica llamada durián.

 

Durián: “Rey de las Frutas” Maloliente

 

biblioteca-de-universidad-de-canderra-fue-evacuada-por-durian-01

 

El durián de Malasia fue descubierto por Alfred Russel Wallace, naturalista británico del siglo XIX. El científico lo llamó el “rey de las frutas” por su sabor a la vez dulce y sabroso que “disfruta de una popularidad ritual en China”. Sin embargo, el olor extremadamente fuerte del durián es la razón por la que esta fruta está prohibida en lugares públicos y en el transporte en toda Asia.

 

Este no es el primer incidente de Durián en Australia

 

biblioteca-de-universidad-de-canderra-fue-evacuada-por-durian-02

 

En cuanto al incidente en la biblioteca “el durián pícaro fue dejado cerca de una salida del respiradero en el segundo nivel de la biblioteca y por fin se retiró en una bolsa sellada”. La publicación en la página de Facebook de la biblioteca dice lo siguiente: “El olor persistente a gas en el edificio es totalmente seguro: ¡alguien ha dejado una fruta de durián en uno de nuestros contenedores! Muy astuto”. Esta es la segunda vez en poco más de un año que un durián provoca la evacuación masiva de una biblioteca universitaria en Australia. En abril pasado, el campus de RMIT en el CBD de Melbourne experimentó un incidente parecido cuando alrededor de 600 empleados y estudiantes tuvieron que ser evacuados por temor a una fuga de gas. Resultó que era durián.

recommended for you

¿Hay preguntas o propuestas?